miércoles, 9 de agosto de 2017

TÍA DEL JOVEN ASESINADO ¿POR QUÉ LO SOLTARON PARA MATARME ESE MUCHACHO?


Con expresiones de impotencia y consternación al narrar el asesinato del monaguillo Fernelis Carrión Saviñón, de 16 años de edad, su tía Clemencia Nolasco llora impasiblemente por dentro y lanza una pregunta sin respuesta ante los periodistas que la interrogan: “Cuantos más tiene él (sacerdote) que matar? Tiene cuatro casos; por qué lo soltaron para matarme a ese muchacho?
A seguidas, se queja amargamente de que en este país “no hay ley” y prevé que en este caso el cura Elvin Taveras Durán, actualmente detenido por el crimen de Carrión Saviñon, lo enviarán “ahorita” para otro sitio, en referencia a que saldrá de prisión y no se logrará justicia el caso.
“Hay que hacer algo con ellos (sacerdotes), porque se están poniendo la sotana de balde. No están conociendo a Jesucristo. Dónde está el Padre Nuestro y la misericordia que tuvo el Señor”, expresó Nolasco, para luego agregar: “lo mató a martillazos y a puñaladas; después lo tiró en un monte”.
El cadáver de Carrión Saviñón, según declaración de los familiares, fue identificado en Patología Forense, aunque el abogado de la familia del adolescente presentó a periodistas la versión ofrecida por  esa institución a familiares, que indican que la identidad de la víctima no coincide con la del menor buscado.

“Oficialmente no ha aparecido el cadáver para ser entregado a sus familiares. Sí sabemos que el sacerdote confesó el crimen y está con las autoridades. Estamos a la espera para proceder con el proceso”, expresó uno de los representantes legales de los parientes del occiso.
Familiares señalan que el sacerdote Taveras Durán, a quien acusan de su asesinato, abusaba sexualmente del adolescente desde los 10 años de edad.
El padre del joven, Freddy Carrión, cree que el motivo del asesinato habría sido un arrebato de celo por parte del religioso párroco, luego de que el joven colgara en su red social Facebook una foto de su novia.
“Él sacerdote le vivía dando dinero a él. Se llenó de celos porque el hijo mío subió fotos de la novia a Facebook. Él lo mandó a buscar con engaños”, expresó Carrión.
El adolescente era monaguillo en la parroquia Santa Cecilia, en Hainamosa, Santo Domingo Este. Fue reportado desaparecido luego de que saliera la mañana del viernes de su hogar, ubicada en Santa Cruz, Villa Mella, Santo Domingo Norte.

Fuente: Hoy

Share

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites More